Crédito fotografía: 
Internet
Nació en el seno de una familia protestante en la localidad de Caslav, el 18 de febrero de 1932, la vida del doble ganador del Óscar, cuya obra se concentra en personajes insumisos que sufren todo tipo de opresión.

Este viernes el cineasta Milos Forman falleció a los 86 años, uno de los directores de una ola de libertad y protesta en la Checoslovaquia comunista de los años 1960, antes de huir de su país y triunfar en Hollywood.

Forman nació en el seno de una familia protestante en la localidad de Caslav, el 18 de febrero de 1932, la vida del doble ganador del Óscar, cuya obra se concentra en personajes insumisos que sufren todo tipo de opresión, estuvo marcada por la Segunda Guerra Mundial.

Su padre, miembro de la resistencia, murió en el campo de concentración nazi de Buchenwald y su madre falleció en Auschwitz.

Forman falleció el viernes rodeado de su familia tras una breve enfermedad, dijo su mujer según medios checos.

Durante los años 1960 Forman se posicionó como director de la disidente Nueva Ola checa, con tres comedias clásicas: “Pedro el negro”, “Los amores de una rubia” y “¡Al fuego, bomberos!”.

Forman, que trabajaba con actores no profesionales, contó en una ocasión que su estrategia al rodar películas era que todo el elenco debía divertirse.

Al recordarlo este sábado en Twitter, el actor español Antonio Banderas describió a Forman como un “genio de la cinematografía y maestro del retrato de la condición humana”.

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X